Marketing digital vs marketing tradicional
Marketing digital vs marketing tradicional

Introducción

Desde hace unos años vivimos un cambio de paradigma del marketing tradicional al marketing digital. No es de extrañar, en el mundo hay más de 4.600 millones de internautas. Una cantidad que no para de crecer cada año gracias al auge de las redes sociales, al desarrollo tecnológico y a la democratización del acceso a la Red. 

A todo ello se sumó el pasado 2020 la pandemia. Ésta ha influido en los hábitos de consumo de la ciudadanía, haciendo que las adquisiciones online hayan aumentado de forma exponencial: casi un 70% en España

Y no sólo ese dato. A nivel global, más del 40% de los internautas de todo el mundo hace sus compras por Internet. Y es una cifra que no para de crecer. 

Éstas son razones suficientes para entender por qué el marketing digital va ocupando el lugar que hasta hace poco ostentaba el marketing tradicional. 

Pero, ¿qué son uno y otro? ¿Qué ventajas y desventajas presenta uno frente al otro? En este post intentaremos responder a estas cuestiones. 

¿Qué es el marketing tradicional?

El marketing tradicional es el que hemos visto durante años en televisión, prensa, radio, cartelería, correo postal, etc. 

Una definición breve de qué es el marketing tradicional podría ser la disciplina basada en estrategias comerciales. El objetivo de este tipo de marketing es la venta inmediata de un producto. Las estrategias de marketing van, por ende, enfocadas al aumento de ventas. 

Entre las características del marketing tradicional se encuentran:

  • Que, normalmente, se trata de una comunicación unidireccional: de la empresa a los consumidores. Pero estos no tienen la oportunidad de interactuar con la marca.
  •  Que suponen una alta inversión para la empresa. Las empresas han gastado muchos millones en este tipo de marketing (y algunas siguen haciéndolo, basta mencionar los spots de la Super Bowl, en los que se llega a pagar más de 5,5 millones de dólares por 30 segundos de publicidad)
  • Que está enfocado a un público amplio, esto hace que tenga mucho alcance y credibilidad. De hecho, son muchas las empresas que siguen apostando por este tipo de marketing.
  • Pero, por el contrario, también se desperdician muchos recursos. ¿Por qué invertir una gran cantidad de dinero en una campaña que verán millones de personas si mi público objetivo está formado sólo por unos miles? Es como “cazar moscas a cañonazos”.
  • Marketing pasivo. Es inamovible. Se lanza la campaña y se esperan los resultados y tiene muy poca capacidad de seguimiento.
  • Se trata de estrategias a largo plazo. El retorno de la inversión puede tardar meses (e incluso años) en verse y es muy difícil de medir.

El marketing digital, un cambio de paradigma

Pero, ¿y el marketing digital? ¿Qué es? ¿Es lo mismo que el tradicional pero en Internet? Se podría pensar que sí, pero no lo es. El objetivo y las características del marketing digital son muy diferentes a las del marketing tradicional. 

Antes de continuar hay que tener en cuenta que según una de las mayores asociaciones mundiales de comunicación, publicidad y marketing digital, IAB Spain, en 2021 la inversión publicitaria en soportes digitales será del 71%, un 14% más que en el año 2020. 

Es decir, el marketing digital ya es la primera tendencia de marketing en el mundo. Las acciones online lideran las estrategias de empresas y marcas. Éstas invierten ya más recursos en Internet que en ninguna otra acción promocional. Ello nos da una idea de la cantidad de millones que se mueven cada día en la Red y de por qué hay que prestarle atención al marketing online. 

Recuerda que, si no te conocen, no existes. Así que si quieres dar a conocer tu marca, tu producto o los servicios que ofreces, necesitas estar en Internet y contar con una estrategia de marketing digital.  

El marketing digital busca potenciar el impacto de nuestras acciones comerciales en la Red al tiempo que quiere conectar con los clientes. Es decir, este tipo de marketing hace algo más que “vender” un producto en frío. Quiere conocer a los clientes y tender puentes para interactuar con ellos, conocer sus necesidades, sus inquietudes, resolver sus dudas, etc.

Características del marketing digital

Pero antes de comenzar con el diseño de esta estrategia, has de conocer las características del marketing digital. 

  • Puedes establecer diferentes objetivos más allá de la simple venta: el registro en una plataforma, la visita a tu web, que comparta tu anuncio, etc.
  • Para las campañas de marketing digital no son necesarias grandes inversiones. En marketing digital podemos hacer un uso eficiente de la inversión, controlando al céntimo lo que gastamos en una publicidad o en una acción determinada.
  • Asimismo, en el marketing digital no llegaremos a millones de personas, como podríamos llegar, por ejemplo, con un anuncio de televisión. Llegaremos a mucha menos gente, pero esos consumidores que vean nuestros anuncios serán aquellos a los que les pueda interesar. Porque el marketing digital permite segmentar al público según sus características, hábitos, aficiones, gustos, edad, zona geográfica, etc.
  • Este tipo de marketing es activo: podemos hacer cambios «sobre la marcha», cambiar estrategias, modificar anuncios…
  • El marketing digital es accesible a todas las empresas ya que cada una dispone del presupuesto que quiera. No hay un «mínimo» necesario ni es una cuestión de cantidad de dinero invertido, sino de calidad de la estrategia.
  • En el marketing digital existen numerosas herramientas para poder hacer publicidad, no es necesario contratar a una gran agencia para crear tu estrategia en Internet.
  • En las campañas de marketing digital puede medirse el retorno de la inversión fácilmente. Asimismo también puedes saber lo que te cuesta realmente conseguir que un cliente haga lo que tú quieres (compre, se registre, te visite, etc.).
  • Estas estrategias de marketing digital se establecen a corto y medio plazo.

Diferencias entre el marketing tradicional y el digital 

Vamos a ver de forma clara y sencilla las diferencias entre uno y otro: 

MARKETING TRADICIONAL
MARKETING DIGITAL
Comunicación unidireccional
Comunicación bilateral
Busca vender un producto
Busca conocer al cliente y establecer una conexión con él
Resultados a largo plazo
Medible casi en tiempo real 
Va destinado a un amplio público
Va destinado a un segmento del público
Requiere de grandes inversiones
No requiere una gran inversión
No puede modificarse 
Puede modificarse (corregirse) en el transcurso de una campaña
Sólo apto para grandes empresas
Para empresas de todos los tamaños y tipos
Apuesta por los medios masivos o generalistas
Medios online

 

Posibilidades del marketing digital 

El desarrollo tecnológico ha favorecido la aparición de numerosas herramientas de utilidad para el marketing digital. 

Además de las ya mencionadas herramientas para crear publicidad, existen en el mercado herramientas para adelantarse a los comportamientos del consumidor (como, por ejemplo Alyze, que mide las emociones de los usuarios ante un spot publicitario); para hacer un análisis de dicho comportamiento e incluso plataformas y aplicaciones para medir el impacto de una campaña publicitaria. 

Todas estas herramientas están al alcance de todas las empresas. 

Conclusiones

  • Las diferencias entre un tipo de marketing y otro están claras. Son estrategias con objetivos, medios, recursos y públicos completamente diferentes. 
  • Depende de lo que quieras conseguir con tu marca o tu producto deberás optar por un tipo de estrategia u otra. 
  • Si quieres conectar con tus clientes, cuentas con recursos económicos limitados y necesitas resultados a corto y medio plazo, apuesta por el marketing digital. 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *